El tiempo - Tutiempo.net
Jueves 20 de Febrero de 2020

Por Julio Aiub Morales

Un corte en la semana

Travesía

La etapa que está atravesando políticamente La Rioja está atada, al igual que la mayoría de las provincias, a la etapa que transita el flamante gobierno nacional. Estos días pasados, una verdadera nube de funcionarios riojanos prácticamente no dejaron de visitar despachos importantes en el centro del poder.

Enfatizan que les fue  bien o muy bien. Incluso mejor que otras delegaciones de otras provincias que también desembarcaron, a raíz del encuentro de ministros de Desarrollo Social convocado por Arroyo primeramente, y luego de mandatarios que encabezó el presidente Fernández, todas prácticamente con el mismo objetivo: tener algún grado de certeza -y de acompañamiento económico, de las principales acciones políticas que llevará adelante la Nación.

Prácticamente toda la primera línea politica del gobierno viajó a Buenos Aires, incluyendo a la vicepresidenta primera de la Legislatura, la diputada Teresita Madera, por lo que se supone que durante esos días, estuvimos en la provincia, bajo la égida de la vicegobernadora Florencia López. Esto es por deducción, ya que no se la pudo ver en ninguna foto, ni allá ni aquí. Tampoco hubo información oficial al respecto.

En el centro del poder, es decir Buenos Aires, a Ricardo Quintela le fue bastante mejor que a otros pues dicen que fue el único gobernador que recibió el ministro de Economía, Martín Guzmán, de quien habría obtenido casi un pulgar para arriba respecto del envío de fondos que quedaron pendientes de la extra coparticipación - en total son alrededor de 1600 millones- con los cuales el gobierno provincial podría hacer frente al pago del bono, del cual está ansioso el empleado público y la sociedad toda, pues una vez pagado, inmediatamente se pone en marcha la rueda del comercio. Pero Quintela quiere ser sumamente prudente en esto para no generar falsos optimismos que de no cumplirse pueden ser un bumerang y hasta que no estén los fondos acreditados en el banco Rioja no habrá anuncio oficial al respecto.

También para hoy jueves se esperan otros importantes anuncios respecto del plan alimentario nacional y su aplicación en La Rioja, donde será complementado por otras acciones y que como se sabe está dirigido a las embarazadas y madres de niños de hasta seis años en una primera etapa. Según señaló la ministra Pedrali en La Rioja hay unas 18 mil familias en zona de riesgo alimentario. 

Al ser un sistema de tarjetas como los que viene implementando la Nación desde hace años, todas estaban centralizadas en el banco Nacion, pero ahora tanto las autoridades nacionales como las provinciales coinciden en lo lógico: es necesario que el sistema abarque hasta el último rincón. Porque no sólo en los cordones urbanos está la pobreza, también es muy dura en los pueblos y la ruralidad.

Y es allí donde el sistema nacional engranaría con lo provincial, más precisamente con la red y el sistema que ya tiene montado el Banco Rioja y que la nueva administración que encabeza Raúl Cabral está dispuesta a ampliar y profundizar. En consonancia con lo que anunció el gobernador oportunamente, el banco avanzaría con la firma Posnet (tiene un representante en La Rioja) para entregar a los comerciantes el aparato sin cargo y el costo de instalación se bonificaría por seis meses.

Cabral destaca que es clave que la provincia tenga su propia empresa de internet pues eso le da independencia en ese servicio que permitió ampliar la red de cajeros y ahora posibilitará la distribución de lectores de tarjetas. Pero reconoce que otra pata fundamental de esta  mesa, es el comerciante, sobre todo los pequeños de barrios y del interior, que tienen que ver la ganancia que les queda por usar el sistema de tarjetas. Actualmente muchos beneficiarios de tarjetas sociales nacionales tienen que ir desde su pueblo hasta las localidades más grandes a comprar en los comercios de allí, (sobre todo supermercados) con lo cual la tarjeta pierde la mitad de su poder adquisitivo.

Otro aspecto a trabajar también social e institucionalmente es que la tarjeta esté efectivamente destinada a la compra de alimentos y que éstos sean de la mejor calidad posible. Porque sabemos que el alma humana tiene sus vericuetos, y no va a faltar aquel que en vez de leche ponga alcohol en la bolsa. Maneras hay y varias.

Pero el que está pasando por una delicadísima situación económica-financiera es el municipio Capital. Con una deuda de 380 millones de pesos y limitadísima capacidad de pago, lo que lo pone en un virtual default, la novel intendenta tendrá que recurrir a toda su capacidad política y de negociación para esta travesía en el desierto, la situación de altisimo deterioro en que se encuentra la ciudad donde vive más de la mitad de la población de La Rioja. Por lo pronto se van a comenzar a ver más camiones recogiendo la basura y va a ser clave la gestión de Claudina Rodríguez, la primera mujer al frente del Mercado Frutihorticola, una de las principales cajas -sino la principal- que tiene la comuna.


Si te gustó esta nota podés compartirla

Comentarios