El tiempo - Tutiempo.net
Domingo 09 de Agosto de 2020

Alberto reivindicó la figura de Enrique Shaw, un empresario que podría ser beatificado por el Papa Francisco

08-7-2020 9:26
First slide

POR MARIANO OBARRIO


En un mensaje dirigido a varios frentes, el presidente Alberto Fernández instó ayer a "revisar el capitalismo" y reivindicó tres veces en un mismo discurso al recordado empresario Enrique Shaw, el fundador de la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresa (ACDE), de quien dijo que representa un capitalismo productivo que busca la inversión y dar trabajo para beneficiar a la sociedad, sistema que el Presidente aseguró que busca promover tras la pandemia.

"Yo quiero el capitalismo de Enrique Shaw, que invertía y daba trabajo, favorecía a la empresa y beneficiaba a la sociedad", dijo el Presidente al cerrar el XXIII Encuentro Anual de ACDE. En ese seminario virtual se debatió el futuro de la economía, la situación social del país y el futuro de las empresas en el contexto de la salida de la cuarentena por el coronavirus.

Con su referencia al recordado director ejecutivo de la cristalería Rigolleau, Alberto Fernández no sólo les hizo un guiño a los más de 2000 empresarios que presenciaron la conferencia virtual organizada por ACDE, sino también al papa Francisco, que había bendecido el encuentro anual del foro empresario cristiano.

El Santo Padre tiene una profunda devoción por Enrique Shaw, cuyo expediente de beatificación estudia El Vaticano. Según el propio Francisco, es muy probable que Shaw pueda convertirse en Santo de la Iglesia, con lo cual sería el primer empresario en el mundo en esa condición.

También la mención del Presidente se interpretó como una señal de acercamiento a los empresarios en general, luego del conflicto por el anuncio de la expropiación del Grupo Vicentin, que ahora fue descartada.

"Deben aprovechar esa enseñanza de Enrique Shaw, que es hacer un capitalismo que integre a la sociedad y no que la dividan. Que distribuya mejor del ingreso entre los que invierten y los que trabajan. El capitalismo fue degradándose", dijo Alberto Fernández.

"Debemos volver a pensar en las enseñanzas de enrique Shaw para volver adelante un maravilloso desafío que es construir algo mejor a lo que conocemos", insistió el Presidente, que de ese modo ratificó su intención de hacerle un sentido homenaje al empresario fallecido en 1962 y querido por todos los ejecutivos de ACDE como un símbolo de los empresarios con valores religiosos.

Tal como publicó La Nueva República hace pocos días, Shaw fue un empresario de las primeras líneas de la Argentina que corporizó la alianza entre la eficiencia productiva y los valores sociales, en un profundo humanismo económico.

https://www.lanuevarepublica.com.ar/2020/07/04/enrique-shaw-la-figura-del-empresario-que-corporizo-alianza-entre-la-produccion-y-los-trabajadores/

"Ese el capitalismo que tenemos que trabajar entre todos", subrayó el jefe del Estado, quien en otro pasaje señaló que "tenemos que revisar el capitalismo".

Ex marino de la Armada, Shaw fue recordado en el mundo empresario por los beneficios que les dio a los 3600 trabajadores de su empresa por aquellos años, por lo cual llegó a ser muy querido entre el personal. Poco tiempo antes de su temprana muerte, Shaw viajó a los Estados Unidos para convencer a los accionistas de Rigolleau de que no avanzaran en un plan de despidos de trabajadores.

En ese contexto, Alberto Fernández buscó instalar su idea de que la pandemia cambiará las reglas de juego del capitalismo económico.

"La pandemia fue capaz de desmoronar imperios económicos porque muchos de esos imperios se aferraron a la lógica financiera del capitalismo, había una lógica ficticia, que era la especulación financiera no con el valor real", dijo el jefe del Estado. De allí concluyó con que "hay que revisar el capitalismo".

"Luego el capitalismo se degradó. Comenzó a ser más financiero y fue menos noble", señaló. "Las empresas entraron a una crisis terminal y obligaron a los mismos estados a intervenir", dijo.

"Alemania nacionalizó un laboratorio que trabajaban en búsqueda de remedios para coronavirus. Antes tuvo que asistir a Lufsthansa", dijo, en un intento de justificar su intervención sobre el Grupo Vicentin, aunque el Gobierno ya descartó la expropiación. "Italia tuvo que invertir en Fiat para que Fiat no cayera", ejemplificó.

"La primera reacción de los países más ricos es a encerrarse en sus economías de todos los líderes del mundo, al consumo interno", aseguró el Presidente.

En ese momento, le envió un mensaje conciliador al campo, que quedó afectado tras el episodio conflictivo de Vicentín.

"Claramente tenemos oportunidades. La producción agrícola ganadera, muy importante para la Argentina, vamos a enfrentar a un mundo demandar alimentos", dijo Alberto. "¿No es hora de agregarle valor y dejemos de mandar granos que alimentan cerdos y empecemos a dar más industrialización y la convirtamos en producción de alimentos para el hombre y la mujer?", se preguntó.

"Estoy convencido que la Argentina debe industrializarse al máximo, porque la industria debe dar trabajo", insistió. También tuvo un mensaje de cuidado del medio ambiente. "Me parece además que tenemos que darnos cuenta que el mundo mejoró ambientalmente. Esto no podemos dejarlo pasar. Mientras, cuando nos quedamos cuarenta o cincuenta días, el mundo limpió las aguas y el oxígeno los animales salieron a mostrarse", dijo. De ese modo, también le envió un mensaje a los sectores que defienden el medioambiente, entre ellos el papa Francisco.


Fuente: La Nueva República

Si te gustó esta nota podés compartirla

Comentarios

Helueni